¿Vas a cambiar de trabajo? ¿Lo digo o no lo digo?

El pasado fin de semana caía en mis manos, por feedly, por dónde si no, un artículo que me hacía reflexionar porque yo me había hecho a la idea de que era justo lo contrario lo que había que hacer.

cambiar de trabajo

Me refiero al hecho de si debemos decir que estamos buscando trabajo o no. ¿Debemos gestionarlo con el más absoluto sigilo o debemos ser confidentes con nuestros actuales empleadores y contarles lo que estamos haciendo?

Y no me refiero al hecho de que los seleccionadores y reclutadores tengan que tener deber de sigilo, esos por supuesto que sí, me refiero al hecho de nosotros, como trabajadores.

Yo creo que como trabajadores es sano comunicar a nuestra empresa actual que estamos buscando empleo, si damos unas razones coherentes y bien explicadas, puede que obtengamos ese respaldo dentro de la empresa que hasta ese momento no se había dado.

Si no es así, cuando consigamos ese otro empleo no tendremos un sentimiento de culpabilidad por abandonar nuestro puesto de trabajo, y menos si la empresa no se ha preocupado de formar a la persona que nos vaya a sustituir.

Otra cosa bien distinta es, tal y como se comenta en el artículo, que dediquemos nuestra jornada laboral actual a buscar dicho empleo o utilicemos el correo electrónico y otros elementos que pone a disposición la empresa para buscar empleo fuera de la misma.

En este sentido tendremos que ser más cuidadosos y realizar siempre estas tareas fuera de nuestro horario laboral.

¿Y tú como lo ves?

Fuente: ¿Vas a cambiar de trabajo? no se lo cuentes a nadie

Anuncios

8 Replies to “¿Vas a cambiar de trabajo? ¿Lo digo o no lo digo?”

  1. Hola Iñaki

    Yo creo que “en boca cerrada no entran moscas” ya que mi filosofía es que la mayor parte de información que difundimos sobre nosotros nos puede perjudicar más que ayudar.

    También depende mucho de la empresa: uno de mis trabajadores a tiempo parcial me comentó abiertamente que buscaba empleo y no pasó nada malo porque donde yo llevo los RRHH se habla de todo sin problema alguno y el chaval estaba acostumbrado a hablar las cosas. Eso sí, ya le advertí que lo normal es que suceda lo contrario, es decir, que no puedas hablar de nada porque en muchas empresas los de RRHH parecen la Gestapo. Encontró empleo a tiempo completo en una empresa así, lamentablemente.

    Un saludo.

    Me gusta

  2. Yo creo que hay veces que, aunque lo cuentes y sea “real” que estés buscando, la desconfianza/sensación de superioridad del empleador le hace justificar tu información como medida de presión para conseguir mejorar en la empresa (más sueldo, otro puesto, etc.)

    Pienso que las cosas hay que decirlas en el momento adecuado, y ser consecuente… no se trata de allanar todo a un lado ni al otro, sino de ser coherente con quien estás, con cómo estás y cómo te ha tratado (o te has sentido tratado).
    También soy de la opinión de que no hay que ser descortés ni dejar a nadie “colgado”, que hay tiempo y se pueden hacer las cosas muy bien y elegantemente.

    Pero seguro que según quién sea el “perjudicado”, dependerá de con qué ojo lo miremos y por lo tanto, pasemos de héroes a villanos en pocos segundos!

    Geniales tus reflexiones, como siempre!!

    Me gusta

  3. Efectivamente Álvaro, se trata de relaciones entre personas. Si el ambiente laboral es bueno, tendrá más sentido y más facilidad el comunicarlo con tiempo.

    Si la relación no es buena, como suele decirse, al enemigo ni agua.

    Un placer tenerte por aquí!

    Me gusta

  4. Creo en la lealtad ante todo. Cuando han sido miembros de mi equipo los que me lo han comentado, lo he visto como parte normal del proceso de mejora de cada uno y me he alegrado cuando han conseguido los puestos que ambicionaban. En mi caso, también lo he comentado en todo momento, todas las ofertas que he tenido: las haya aceptado o no. Igual es de ilusa pero creo que la lealtad con tu jefe/a tiene mucho que ver con no hacer nada a las espaldas.

    Me gusta

  5. Es la pregunta obligada cuando se busca otro empleo. Todas las sugerencias son válidas y a tener en cuenta. Debe primar la sensatez y mucho dependerá de “cómo es el jefe”, de la cultura de la empresa aunque algo es seguro, a nadie le gusta que se le vaya un empleado eficiente, así que ante todo sensatez 🙂

    Me gusta

Nos encantaría saber tu opinión sobre esta entrada:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s